Pulsa "Enter" para saltar al contenido

Crítica | Sin Rodeos

Santiago Segura dirige esta comedia impregnada de humor facilón y situaciones exageradas, si bien evita caer en los chistes escatológicos y de mal gusto a que nos tiene acostumbrados. Partiendo de una premisa ya explotada cinematográficamente (’24 horas sin mentir’, ‘Mentiroso compulsivo’), lleva a la pantalla una historia que comienza con mal pie, donde todo resulta tan inverosímil como ridículo. Por fortuna, se recupera ligeramente en su tramo central, para acabar con un epílogo enlazado a los créditos de cierre, un tanto chirriante.

Paz vive con un pintor fracasado que no pega golpe, es ninguneada en el trabajo y su mejor amiga no le presta atención porque está pendiente del móvil y algo parecido le sucede con su hermana. Cuando el mundo se le viene encima decide, a la desesperada, visitar a un chamán indio. A partir de ese momento, no puede contener los impulsos de decir lo que piensa en la cara de quienes le hacen la vida imposible.

Los primeros minutos ya dan una idea de la senda que seguirá el resto de la historia. Se pone a la protagonista como sufrida y callada víctima de los abusos ajenos de manera tan increíble como justa de gracejo. A medida que se va desarrollando intenta esgrimir un mensaje liberador a favor de la mujer actual, caricaturizando extendidos clichés machistas, pero le falta contundencia en este apartado, incluso en ocasiones, tal como escenifica determinados gags, se aleja de este propósito.

Maribel Verdú se ha embarcado en esta aventura, seguramente para cambiar de aires, aunque por su talla interpretativa merece producciones de mayor nivel. Aquí es su consumado oficio el que impide un peor resultado, dejando muestras de su capacidad para adaptarse y sobresalir en cualquier papel.

Le secunda un elenco en el que encontramos actores de garantías cuando se mueven en registros cómicos y que, sin embargo, rinden de forma desigual, como Enrique San Francisco, una excesiva Candela Peña, Florentino Fernández, Toni Acosta, asumiendo un rol estridente, y el propio director, quien nuevamente ha contado con un buen puñado de sus “amiguetes”, algunos de ellos metidos con calzador: Cristina Pedroche, David Guapo, El Gran Wyoming, ‘Cañita Brava’ y Paco Collado, entre otros.

Ficha Técnica en IMDB.

Artículo publicado originalmente en: Críticas de Cine de Eduardo Casanova

Sé el Primero en Comentar

Deja un comentario

Ir a la barra de herramientas